lunes, 31 de octubre de 2011

¡YA LLEGARON MIS REGALITOS!

   Pues sí, ya tengo conmigo los regalitos que gané en el concurso de Carmen, Mila y Nina, (La cocina de Camilni), "Recetas para los más peques".
   Me los trajo mi cartera directamente a mi casa. Me hizo muchísima ilusión recibirlos.
   Cuando abrí el paquete y vi el contenido no sabía por donde empezar.
   Entonces lo vi claro. Mis hermanas favoritas de Cádiz y su mamá se acordaron de mi nena y le mandaron un regalito a ella también.
   Un libro de pegatinas de princesas, una muñequita, una goma de Tarta de fresa y una preciosa pulsera hecha por su madre. 
   Les preocupaba que le cupiera la pulsera y aquí está el "documento gráfico" que demuestra que le quedó perfecta.
   Lo segundo que abrí fue este sobre. Decía que estaba hecho por los propios niños y no me pude resistir.
   Eran unos dibujos preciosos hechos por cada uno de ellos. Aqui se los muestro para que vean que bonitos.
   Este es el de Daniel, el benjamín. Un futuro artista sin ninguna duda.
   Este es el de Moisés. Este muchacho sabe lo que quiere, no deja detalle sin colorear.
   Aquí está el de Pablo. A punto de hincarle el diente al último muslito, jeje. 
   Este es el de Elías. Este muchacho apunta maneras, que mira que bien que se maneja en la cocina.
   Y este es el de la única niña de la pandilla, como ella misma dice. Es de Loida. Algo me dice que es muy coquetona y muy guapa, y si no fíjense lo guapa que se ha dibujado. Además, le ha mandado un besito a mi niña, por lo que veo que es una niña muy detallista.
   En el sobre también venía una tarjeta con la fotografía de las manos de los cuatro niños y la niña anunciando que he ganado el concurso, tal y como la publicaron en el blog.
   Aquí la pueden ver junto con el resto de los regalos.
   Por supuesto que haré buen uso de ellos, no tengan ninguna duda.
   Bueno, chicas, muchísimas gracias por todos estos regalos. Me he sentido como una niña pequeña el día de Reyes.

viernes, 28 de octubre de 2011

TARTA MOUSSE DE CAFÉ

   Hay gente que se levanta de la cama con "las pilas cargadas". Apenas han puesto los pies en el suelo y ya están haciendo cosas. Además, estas personas suelen también hablar mucho recién levantadas.
   Pues yo no soy así. Soy todo lo contrario. Necesito mi tiempo de reacción antes de ponerme en marcha.
   El hecho de que esté levantada no significa que esté despierta. 
   Hasta que no bajo las escaleras, pongo la cafetera al fuego (que por supuesto dejo preparada por la noche) y me tomo mi café matutino no soy persona.
   Es entonces cuando mi cuerpo empieza a reaccionar y entonces soy capaz hasta de pensar, jeje.
   Bueno, pues una mañana, disfrutando y saboreando mi primer café (con un chorrito de leche y dos sacarinas, por supuesto) se me ocurrió que podría hacer esta tartita.
   Los ingredientes que usé para una tarta pequeña en un molde de 15 cm, fueron:(si quieren hacerla grande, tan solo hay que multiplicar por dos los ingredientes)
Para la base:

  • 125 gr. de galletas digestive.
  • 75 gr. de mantequilla.
  • Un sobre de café soluble.
Para la mousse:

  • Un yogur griego azucarado.
  • 150 gr. de queso batido desnatado.
  • 250 ml. de nata para montar muy fría.
  • 100 gr. de azúcar.
  • 200 ml. de café preparado (bastante cargadito).
  • 6 hojas de gelatina.
  • Cacao en polvo.
   Empezamos por colocar un aro desmontable sobre un plato, untarlo con mantequilla y cubrirlo con papel de horno. (En este caso, como me quedé sin papel, lo unté con aceite de girasol).

   Ponemos las galletas y el café soluble en la picadora.

        Trituramos bien hasta que queden reducidas a polvo.
        Derretimos la mantequilla en un calentador o en el microondas.
        Mezclamos las galletas con la mantequilla.
        Volcamos sobre el plato y extendemos bien por toda la base, presionando para que quede bien sellado. Guardamos en la nevera mientras preparamos la mousse.
        Ponemos a hidratar las hojas de gelatina en un plato con agua fría.
        Calentamos el café, sin que llegue a hervir.
        Escurrimos la gelatina, la añadimos al café caliente y removemos con energía para que se disuelva bien. Dejamos enfriar.
        En un bol ponemos el yogur, el queso y el azúcar.
        Batimos bien con el brazo de la batidora.
         Añadimos el café, cuando esté frío, a la mezcla.
        Seguimos triturando hasta que quede uniforme.
        En otro bol, montamos la nata con varillas eléctricas.
        Volcamos la nata sobre la preparación anterior.
        Removemos con movimientos envolventes hasta que quede todo bien integrado.
        Echamos la mezcla sobre la base de galletas y llevamos a la nevera unas seis o siete horas, aunque mejor es prepararla de un día para otro.
        Yo para la decoración, recorté en cartulina una taza de café con su humito y todo y la coloqué sobre la tarta. Puse un poco de aluminio cubriendo el plato para que no se me manchara.
        Eché una cucharadita de cacao en polvo en un colador y espolvoreé la tarta.
       Retiré la cartulina con cuidado y desmoldé (como no le había puesto papel, en los bordes que veía que estaban pegados pasé un cuchillito).
       Es una tarta con un saborcito y un olor muy rico a café. Eso sí, abstenerse los no cafeteros.
       Hoy pongo yo el café y el postre. Está deliciosa.
      

    miércoles, 26 de octubre de 2011

    LOMO DE CERDO EN OLLA EXPRÉSS CON VERDURAS

       Creo que a estas alturas ha quedado claro que en mi casa se comen muchas verduras. Además, me gusta cocinar sin nada de grasa o con la grasa justa. Eso me permite hacerlo la olla expréss. No necesita mucha grasa, los alimentos conservan todo su sabor y, lo más importante, te ahorras un montón de tiempo en la cocina.
       Lo gracioso es que la tuve en mi casa durante dos años, usándola sólo como caldero. Me daba mucho miedo el tema de la presión y de que estallara.
       Me convenció una amiga a usarla. Eso sí, el primer día que la usé, la puse y cuando subieron las anillas y le baje el fuego, programé el tiempo en la placa y me salí al patio con mi niña y mi perra, por si acaso.
       Ahora sin embargo, aprovecho cualquier oportunidad para usarla. En este caso para preparar un trozo de lomo de cerdo.
       Los ingredientes que usé fueron:

    • Un trozo de lomo de cerdo (pesaba unos 800 gr.).
    • Una cebolla.
    • Dos dientes de ajo.
    • Medio pimiento rojo.
    • Medio pimiento verde.
    • Unos 200 gr. de habichuelas.
    • Un calabacín.
    • Una zanahoria.
    • Una cucharada de tomate frito.
    • Una pastilla de caldo.
    • Un vaso de vino blanco.
    • Un poco de tomillo.
    • Dos hojas de laurel.
    • Una cucharadita de pimentón dulce.
    • Sal.
    • Pimienta.
    • Aceite de oliva virgen.
       Pelamos y picamos la cebolla y el ajo.
       Quitamos las puntas y las hebras a las habichuelas y las troceamos en unos tres o cuatro trozos cada una.
       Quitamos las puntas al calabacín y lo troceamos. Raspamos la zanahoria y la picamos también. También troceamos los pimientos.
       Atamos el lomo con hilo de cocina y los salpimentamos.
       Ponemos un poquito de aceite en la olla y doramos el lomo por todos los lados para que quede bien sellado.
       Añadimos todas las verduras a la olla.
       Incorporamos ahora el pimentón, la pastilla de caldo, un poquito de sal, el tomate frito, un poquito de tomillo y la hoja de laurel y regamos con el vino blanco.
       Cerramos la olla y ponemos a fuego fuerte. Cuando suban las anillas, bajamos el fuego al 4 y dejamos cocinar 20 minutos. Despresurizamos la olla y abrimos.
       Retiramos la carne y le cortamos el cordel.
       Cortamos la carne en lonchas y servimos acompañada de la verdura.
       Proteínas, hidratos, vitaminas y minerales en un mismo plato. Y encima está riquísimo. ¿Se puede pedir más a un plato tan sencillo de preparar?.


       Quiero aprovechar esta entrada para agradecerle a Cristina del blog La cocina de Cristina este premio tan bonito que me ha otorgado, blog que les invito a visitar porque tiene unas recetas muy ricas. Aquí se los dejo para todos los que me visitan.
    ¡MUCHAS GRACIAS CRISTINA!

    lunes, 24 de octubre de 2011

    LOS PEQUES HAN ELEGIDO

       Cuando las hermanas Carmen, Mila y Nina del blog La cocina de Camilni convocaron el concurso "Recetas para los más peques", en el que sus propios hijos iban a ser el jurado, tuve claro que era un concurso en el que quería y tenía que participar.
       Lo que nunca me imaginé es que hoy estaría escribiendo que "Los peques" han elegido mi receta de Muslitos de pollo en adobo como la receta ganadora.
       La verdad, es que tal y como lo cuentan en su blog debieron pasar un día muy divertido. Les invito que pasen a leerlo porque no tiene desperdicio. Pincha aquí para verlo.
       Quiero agradecer enormemente a las hermanas Camilni que hayan convocado este concurso tan bonito y que hayan cocinado las cuatro recetas finalistas.
       Quiero felicitar a las tres recetas que, junto conmigo, quedaron finalistas en el concurso.


       Y por supuesto, quiero agradecerle a "Los peques" que hayan elegido  los muslitos de pollo como la receta ganadora. Me han hecho muy feliz, que sé que los niños y las niñas son muy críticos con la comida.
       Mil gracias.